Inicio Conciertos y Live Five Finger Death Punch, In Flames y Of Mice & Men dejan...

Five Finger Death Punch, In Flames y Of Mice & Men dejan huella en su paso por España

La llegada de esta semana era muy esperada para los fans españoles del metal. Por fin podríamos disfrutar otra vez más de dos de las mejores bandas del momento en las dos ciudades principales de nuestro país. A finales de junio, concretamente el 22 de junio en el festival Download de Madrid, se anunció en exclusiva una nueva visita de Five Finger Death Punch e In Flames en España, acompañados de la banda californiana de metalcore Of Mice & Men. Las fechas elegidas fueron el 11 de diciembre en Madrid (WiZink Center Ring) y el día siguiente en Barcelona (Sant Jordi Club). Después de casi medio año de espera, el día llegó y cada banda dejó el listón muy alto.

Eran las siete y media de la tarde y la banda proveniente del sur de California, Of Mice & Men, estava a punto de pisar escenario español por primera vez. El ahora cuarteto empezó su impresionante pero corto set con una de sus más nuevas canciones, «Unbreakable», que formará parte de Defy, su quinto álbum que verá la luz el próximo 19 de enero. La banda se presentó sin su ex-cantante principal, Austin Carlile, que dejó su carrera musical hace casi un año a causa de un síndrome que afectaba a sus extremidades. Aún así, Aaron Pauley, guitarrista y ahora frontman de la banda no dejó de animar al público y no defraudó para nada su voz en directo. La banda sólo tuvo tiempo de tocar seis canciones, presentando otra del próximo álbum, «Warzone», así como temas más antiguos que Pauley cantó por completo, defendiéndolos a la perfección. Los otros temas que tocaron fueron «The Dephts» de The Flood (2011), «Public Service Anouncement» y «You Make Me Sick» de Restoring Force (2014) y «Pain» de Cold World (2016). Esta ha sido la primera visita de Of Mice & Men en España y después de la intensa entrega del poco público que había dentro del recinto, nuestra conclusión es que deberían volver a visitarnos ellos solos muy pronto.

A las ocho y media las luces del recinto volvieron a apagarse, pero podía observarse una gran cortina semi-transparente que lucía el logo de In Flames. La banda de Suecia volvía a pisar España después de su visita en el Download de Madrid el pasado junio. Los suecos empezaron con «Drained» y «Before I Fall», tocando detrás de esta cortina que ocupaba todo el escenario. Con «Everything’s Gone» de Siren Charms (2014) esta cortina cayó y el público pudo observar el inmenso escenario y puesta en escena. La banda tenía una grande pantalla y dos plataformas, una para el batería y otra para el teclista, que proyectaban gráficos, distintos en todas las canciones y cada uno de un color diferente. In Flames dio un gran repaso a toda su discografía, tocando temas como «Only for the Weak», «Save Me», «Deliver Us» y «The End» y presentaron una segunda vez este año su último disco, Battles (2016). La magnífica voz de Anders Fridén no decayó en ningún momento del concierto, que tocaron poco más de hora media y diecinueve canciones en total. Durante esta actuación el recinto ya se iba llenando mucho más y el público no defraudó a la banda sueca coreando todas las canciones.

Hacia las diez pasadas, el recinto ya estaba lleno por completo para ver la gran esperada actuación de Five Finger Death Punch, que con las últimas preparaciones del escenario y la prueba de los instrumentos, se retrasaron diez minutos, que para los más fans se hicieron eternos. La banda liderada por Ivan L. Moody empezó su actuación con «Lift Me Up», que fue un gran chute de adrenalina para todos los presentes. Los de Las Vegas continuaron su concierto con «Never Enough» y un par de canciones más nuevas, «Wash It All Away» y «Got Your Six», de su más reciente trabajo, Got Your Six (2015). La banda paró un momento y dio la bienvenida al escenario a Aaron Pauley, frontman de Of Mice & Men, para cantar «Ain’t My Last Dance» con ellos. Poco después, Moody volvió a invitar a otro artista en el escenario, este fue Tommy Vext, que forma parte de Bad Wolves y sustituyó a Moody durante poco más de la primera mitad de este año cuando decidió dejar la banda por un tiempo y dedicarse a sus problemas personales. Los dos cantaron «Burn MF», pero no sin antes subir al escenario a todos esos fans de las primeras filas con una mano pintada en la cara de color rojo. Seguidamente, la banda se relajó durante unos minutos y tocaron tres canciones en acústico. Entre canción y canción, Moody habló sobre los problemas que ha tenido durante este último año y cómo los ha podido solucionar, emocionándose en una ocasión. El concierto estaba llegando a su fin, pero el público no parecía nada cansado de la banda. Los Five Finger tocaron uno de sus mayores temazos, «Coming Down», y, seguidamente, «Under and Over It», otra canción con mucha energía. La banda americana terminó el concierto con «The Bleeding», que forma parte de su primer álbum, The Way of the Fist (2007). El concierto había llegado a su fin, pero la gente seguía aplaudiendo la gran actuación de Five Finger Death Punch, la cual se temía en un primer momento por los problemas de Moody, quien se comportó e hizo lo que tenía que hacer a la perfección. Se despidieron diciendo que volverían pronto a visitarnos, esperemos que así sea porque si cada concierto de la banda es como este, nadie podría cansarse de ellos.

Comments

comments

Barcelona, 1997. Mi vida se divide en dos partes: trabajar como diseñadora gráfica por las mañanas y disfrutar de la música por las noches.