Nothing But Thieves + Deaf Havana – Sala Bikini, Barcelona [Crónica + Galería]

0

El pasado 31 de octubre en la sala Bikini de Barcelona se celebró un evento, pero no fue una fiesta de Halloween, sino la llegada de Nothing But Thieves y Deaf Havana a la ciudad condal. Esta fue la primera visita de ambos grupos en Barcelona, pero Nothing But Thieves ya llevan tocando en unos cuantos festivales de nuestro país desde 2016, mientras que Deaf Havana sólo tocó anteriormente en el Mad Cool de Madrid este mismo verano.

Sobre las ocho de la tarde, las luces de la sala Bikini se apagaron y aparecieron los cinco miembros de Deaf Havana mientras sonaba la intro de “Hell”, que forma parte del último álbum lanzado por la banda este pasado mes de agosto, ‘Rituals’. En estos momentos la sala estaba bastante vacía, ya que sólo había unas cinco filas de personas y gente esparcida que iba y venía. Aún así, los de Norfolk no bajaron su ritmo ni su energía y tocaron más nuevas canciones como, por ejemplo, “Holy”, “Wake” o “Sinner”, pero también nos regalaron “Cassiopeia”, “Fever” y “Trigger” que forman parte de ‘All These Countless Nights’ (2017) y “Mildred” del espectacular ‘Old Souls’ (2013). Hacia el final de su corto set, James Veck-Gilodi y los suyos tuvieron algunos problemas con la guitarra de Matthew Veck-Gilodi y tuvieron que eliminar una canción para poder terminar al tiempo estipulado. A pesar de este inconveniente, del poco público que conocía a la banda y de esta en sí, se puede deducir perfectamente que tuvieron un buen inicio de noche.

Media hora más tarde, sobre las nueve de la noche y durante hora y media, Nothing But Thieves estuvieron pisando fuerte y con muchas ganas el escenario de la sala Bikini. La banda de Essex empezó su primera noche en Barcelona con “I Was Just A Kid” de su segundo y último álbum de estudio, ‘Broken Machine’ (2017), pero tampoco olvidaron tocar canciones de su self-titled álbum que les abrió las puertas al mundo de la música. De este álbum de debut, que fue publicado en 2015, tocaron la potente “Ban All The Music”, la gran “Wake Up Call”, la melancólica “If I Get High” y otros grandes temas como “Drawing Pins”, “Itch” y “Trip Switch”. El público de Barcelona no defraudó en ningún sólo segundo de la noche, la sala hasta temblaba de todos los saltos que había canción tras canción. Nothing But Thieves también presentaron un par de canciones del EP que sacaron el pasado 19 de octubre, ‘What Did You Think When You Made Me This Way?’, “Forever and Ever More” y “Take This Lonely Heart”. Algunas de las canciones más cantadas (o gritadas) por la gente fueron, particularmente, del último álbum, como “Afterlife”, “Broken Machine”, “I’m Not Made By Design”, “Live Like Animals”, “Particles”, “Soda” y, por supuesto, las famosísimas “Sorry” y “Amsterdam”, que fue la canción que cerró esta espectacular noche.

El concierto terminó, pero la gente seguía pidiendo más canciones y sus ganas de volver a ver a este espectacular grupo que ha dado un gran salto este último año se podían palpitar en el aire. Esperemos que Nothing But Thieves y Deaf Havana vuelvan a visitarnos muy pronto, ya sea con otro concierto en alguna sala de nuestro país o en un escenario grande de algún festival. Todas las próximas veces que nos visiten, les esperaremos con brazos abiertos porque se lo merecen por hacer una música espectacular.

Crónica: Sara Bellamy

Fotografía: Jessica Ferrerons

Comments

comments